Máquinas de café con monedero para tu oficina, pero sin el típico café comercial

Y es que resulta que hoy en día ya es posible disfrutar mediante la modalidad de pago con tarjeta o móvil de un café de especialidad artesano, seleccionado y recién molido en la oficina. Hablaremos en este artículo de la evolución que han experimentado las máquinas de café con monedero y la innovación que supone poder disfrutar hoy en día en el espacio de trabajo de un café no comercial mediante una operativa muy sencilla. Tan sólo hemos de pulsar el botón de nuestra máquina superautomática y esperar a que caiga nuestro delicioso capuccino con leche natural, espresso o americano, entre muchas otras especialidades.

Tradicionalmente, y desde el año 1946 para ser exactos, la máquina expendedora de café con monedero que conocemos como máquina de vending nos ha aportado esa dosis de cafeína diaria que nos ha permitido mantenernos más activos y estimulados durante nuestra jornada laboral, entre otros beneficios. Veremos a continuación cómo es el funcionamiento de estas máquinas, así como las nuevas soluciones que se demandan en el puesto de trabajo como consecuencia de un incremento en los estándares de calidad del consumidor. Entre ellas, encontramos el servicio de café OCS (Office Coffee Service) en máquinas superautomáticas que ofrece Concafe, y que ya es mucho más accesible a cualquier empresa gracias a la incoporación del módulo de pagos mediante app móvil o tarjeta.


¿Qué son las máquinas de café con monedero?

Habitualmente hablamos de máquinas de café con monedero para referirnos a las clásicas máquinas de vending de gran tamaño que todos hemos visto en las empresas y otros lugares como hospitales, colegios o centros comerciales.

La oferta que solemos encontrar en estas máquinas de café expendedoras son cafés comerciales de bajo coste que permiten obtener a la empresa de vending el margen necesario con el que amortizar la inversión en las máquinas de café para empresas.

Se trata de una solución que ha llegado a ser indispensable dentro de las oficinas, pero que generalmente nunca ha aportado gran valor en lo referente a la calidad del café. Por un lado, debido a la falta de formación e información, en España habitualmente hemos visto el café como una commodity cuyos beneficios asociamos a un momento de descanso y de recarga de energías, pero sin apreciar ningún tipo de diferenciación en cuánto a la calidad del producto. De hecho, resulta bastante habitual endulzar la bebida con leche y azúcar para camuflar el amargor y sabor a quemado característico, lo que indica que la calidad de la bebida en sí no ha sido algo que resultara muy agradable, sino que se han valorado más estos beneficios de relax y estimulación gracias a la cafeína que nos aporta el momento café.

Evidentemente, al no existir otro factor que el cliente pudiera valorar más allá del precio, el sector se ha visto siempre inmerso en una lucha competitiva dónde en general las empresas de vending se han visto obligadas a optar por cafés de menor calidad para poder competir a precios cada vez más bajos.

Pero al igual que en muchos otros sectores, la subida en los estándares de calidad del consumidor es una realidad. “Un estudio de UCC Coffee UK & Ireland, arrojaba resultados en esta línea, donde más de la mitad de los trabajadores renunciaban al café del trabajo por ser de mala calidad, aunque volverían a tomarlo pagando un precio superior si esto cambiase”. Especialmente la generación millenial y posteriores se caracteriza por ser más exigente con sus elecciones, agradeciendo un producto más personalizado y buscando nuevas experiencias.

¿Cómo funcionan las máquinas con monedero?

A modo de curiosidad, las máquinas expendedoras con monedero tienen una larga historia y la primera de ellas expendía agua bendita en los templos. Así lo hacían en el antiguo Egipto mediante un mecanismo muy simple: el peso de la moneda movía la balanza del sistema y abría la válvula por la que salía el agua. Con el tiempo el abanico de productos se ha ido extendiendo, especialmente durante el siglo pasado: libros, chicles, cigarros, postales, sellos, comida, bebidas…
Las mejoras en las máquinas de vending de café en los últimos tiempos se están centrando sobre todo en la experiencia del cliente, haciendo lo posible porque esta sea más sencilla y amigable, como es el caso de los pagos con tarjeta bancaria. Se trata de máquinas muy voluminosas cuya complejidad interna requiere de un exhaustivo mantenimiento diario, pues en su interior podemos encontrar diferentes muelles, conexiones electrónicas, recipientes, filtros, conductos, leche en polvo, cacao y otras bebidas en polvo solubles.
El funcionamiento es sencillo. Introducimos la moneda, seleccionamos la bebida y acto seguido el agua es hervida y el café molido, para mezclarse por uno de los tubos y caer posteriormente al vaso. En el caso de requerir otros productos solubles alternativos como leche o cacao, estos polvos se extraen de otros recipientes independientes dónde se almacenan. A su vez, la máquina nos expende el vaso y la cantidad de azúcar que hayamos seleccionado.

Beneficios de poner una máquina superautomática de café en grano con monedero en la oficina

Como decíamos anteriormente, el consumidor hoy en día se ha vuelto mucho más exigente con sus elecciones y esto se ve reflejado en que muchas empresas estén optando por una propuesta de café más profesional, moderna y personalizada dentro del puesto de trabajo. Es aquí dónde juega su papel el servicio de café OCS (Office Coffee Service), muy habitual en empresas que subvencionan el café a sus empleados como es el caso de muchas multinacionales que habilitan zonas de descanso y fomentan el bienestar y la salud de los empleados dentro del espacio de trabajo.

Ahora bien, dentro de esta categoría el abanico de máquinas y variedades de café es muy amplio, incluyendo formatos de café en cápsula y en grano. En concafe apostamos por la marca de máquinas superautomáticas JURA, que garantiza el mejor resultado de café recién molido debido a su posición exclusiva en el mercado como especialista en la extracción de cafés de alta gama, y cuenta con galardones en diseño y durabilidad. En cuánto al mantenimiento, aquí la diferencia frente a una máquina expendedora de vending es abismal en cuánto a su sencillez, sin estar ello reñido con una menor capacidad de abastecimiento. 70 ingenieros se dedican única y exclusivamente a desarrollar las máquinas automáticas de JURA para obtener ese café perfecto, sencillo de preparar (pulsar un botón y disfrutar) y dedicándole 1 minuto diario a su mantenimiento para la limpieza automática del sistema de leche natural.

Optando por este formato, se cumple con la regla número del café: “recién molido”, ya que una vez se ha molido este comienza a liberar todos los gases y con ellos se van sus aromas y propiedades. Además, utilizando el propio grano como envase se generan posos de materia orgánica tras la extracción del café, en lugar del plástico y aluminio habitual del café encapsulado.

Finalmente, y aquí se encuentra el valor claramente diferencial, trabajamos con café de especialidad. Se diferencia del comercial en su proceso artesano, que sigue una trazabilidad estricta, y en su sabor, que evita sabores defectuosos a quemado o a un excesivo amargo. No presenta defectos ya que se cuida mucho desde el origen en una finca con condiciones específicas, se recogen uno a uno en su punto óptimo de maduración, la SCA (Specialty Coffee Association) certifica que los granos siguen posteriormente una trazabilidad controlada y, finalmente, no se quema con un tueste abrasivo para ocultar sus defectos, ¡ya que no tiene! Se trata de un café muy artesano y seleccionado que habitualmente encontramos solo en cafeterías especializadas. Nuestro propósito es llevar la experiencia propia de este tipo de cafeterías al espacio de trabajo con el objetivo de aportar un gran valor añadido.

Y la buena noticia es que esta propuesta tan exclusiva ya se encuentra al alcance del bolsillo de cualquier empresa, gracias a la implementación exitosa del módulo de pago instantáneo con tarjeta o móvil.

 

Deja un comentario

AIR FRANCE ya disfruta de nuestro servicio en sus oficinas. 

Solicita una prueba gratuita ahora.